Archivo de la categoría: Actualidad IES Juan Ramón Jiménez

Todas las novedades del instituto a un sólo clic.

ELECCIONES AMPA IES JUAN RAMON JIMENEZ 2019

Comunicamos a las socias/os, alumnas/os el calendario electoral para la elección de la nueva Junta Directiva del Ampa IES JUAN RAMÓN JIMÉNEZ.

En la medida en que vayan llegando las fechas del calendario, iremos publicando noticias en relación a cada punto.

Un saludo.

CALENDARIO ELECTORAL:

-Cierre de censo electoral ( 31 Marzo 2019)                                              CENSO CERRADO

-Asamblea general Extraordinaria ( 04 Abril 2019 )                                  CELEBRADA

-Publicación de censo electoral ( 08 Abril 2019)                                      PUBLICADO

-Rectificación censo electoral ( 08 al 22 Abril 2019)

-Recepción candidaturas ( 11 al 25 Abril 2019 )

DESCARGAR  HOJA INSCRIPCIÓN

Captura   INSCRIPCION JUNTA DIRECTIVA AMPA

-Publicación de candidaturas ( 29 Abril 2019 )

-Elecciones a Junta Directiva AMPA ( 09 Mayo 2019 )

carta a las socias/socios

CARTA DE DESPEDIDA DE LA JUNTA DIRECTIVA AMPA

Me dirijo a vosotros y vosotras como presidente del AMPA para anunciaros el cambio de la junta   directiva del AMPA, y en breve se hará la convocatoria oficial.

Aunque es cierto que los estatutos marcan las elecciones cada dos años,  tocaban para noviembre, desde la mayoría de la junta directiva se ha decidido adelantarlas por varios motivos, pero sobre todo para que el AMPA entrante tenga el tiempo suficiente de empezar con el curso. También porque no decirlo debido al cambio de la situación personal de alguno de nosotros que nos impide implicarnos el tiempo necesario que requiere un AMPA como el  nuestro.

Haciendo un pequeño resumen de lo que han sido estos casi dos años, creemos a nuestro parecer ha habido más luces que sombras, que también desgraciadamente ha habido.

Como logros, la integración en la FAPA Giner de los Ríos, para un centro con las características como el nuestro creo es imprescindible. Pero sobre todo la normalización en la relación con el equipo directivo del centro, algo que al principio no fue nada fácil, y que gracias a esa normalización nos ha permitido llevar adelante varias de nuestras propuestas.

Algunas de nuestras propuestas, era desarrollar proyectos en horario lectivo dirigido para el alumnado. Creo que en este aspecto lo hemos conseguido, desde teatro foro tratando la violencia de género, hasta programas de radio, todo esto, si es cierto, que no se podría haber hecho si no hubiésemos usado los recursos que nos ha brindado la delegación de Villaverde de la FAPA, gracias al convenio que esta tiene con la junta municipal.

También resaltar la visita al centro de la escritora Almudena Grandes, premio nacional de narrativa 2018, a dar una charla a los chicos y chicas.

Hemos puesto en marcha las actividades extraescolares, con el trabajo que eso conlleva y que sólo las compañeras que se han encargado lo saben. Una espinita clavada que “el teatro en familia”, no haya salido, pero las preferencias de las familias son las que son.

Hemos organizado charlas, creemos con un transfondo político desde las distintas posiciones, para que las familias estuvieran informadas y sacaran sus propias conclusiones, una referente al cambio de calendario escolar de septiembre a junio, y otra sobre bilingüismo, estamos a la espera de poder organizar otra antes de irnos, enfocada al funcionamiento de la FP.

Hemos hecho unas jornadas abiertas de nuestras extraescolares, pero también para que muchos padres y madres conocieran el gimnasio, y una forma de empezar a abrir el centro al barrio en horario no lectivo.

Hemos contribuido a que los distintos departamentos conozcan otros recursos del barrio y puedan usarlos, o que puedan participar junto a otras entidades en la vida asociativa del barrio,  algo que transcienda desde dentro hacia fuera del instituto.

Dentro de esta estrategia estamos inmersos en un proyecto de barrio junto a otras asociaciones del mismo, en el espacio CONVIVE BUTARQUE.

Gracias a nuestra “presión” creo que el centro se ha acogido a programas de la CAM  como el plan ARA, y gracias a esto hay una conserje en el centro por las tardes.


Estos serían, por decirlo, algunos de los “logros” si humildemente lo podemos llamar así, pero también hacemos autocrítica personal, creo que no hemos  podido llegar a otros objetivos que teníamos marcados.

Nos vamos sin haber visto el instituto acabado, con lo que eso conlleva, nos vamos sin saber si los compromisos adquiridos por la CAM en materia de plazos lo va a cumplir.

Nos vamos con un sabor de boca muy agrio, que tras el trabajo que hemos desarrollado para que el polideportivo Mª de Villota lo pudiera utilizar el centro en horario lectivo no se haya podido llevar a cabo. Aquí si tenemos que hacer todos mucha autocrítica, también como ha gestionado el centro este tema. Sobre todo nosotros por confiarnos de que aquí iba a hacer todo el mundo su trabajo.En resumen, de momento no se puede usar, aquí hemos sufrido el desgaste de la administración. en este caso de la gestión de los técnicos del ayuntamiento.

Nos vamos sin haber sido capaces de involucrar a una gran mayoría de familias en el proyecto común que es un AMPA, supongo porque no lo veían atractivo. Algo no hemos hecho bien.

Nos vamos sin haber resuelto el tema enquistado de algún departamento y que tantos quebraderos de cabeza da a alumnos y a madres, padres y a este AMPA.

Nos vamos, aún a sabiendas que quedan muchas cosas por hacer, pero también con la certeza de que es hora de que haya otro impulso de gente nueva que estoy seguro lo van hacer mejor. Aún así creo que nos vamos habiendo hecho un buen trabajo.

Y  permitirnos haceros una petición, sabemos que estar en una junta directiva de un Ampa es un gran esfuerzo, nosotros lo hemos hecho y creemos que ahora otras madres/padres deben de dar ese paso, por el bien de sus hijas/os principalmente, estamos convencidos de que así será.

Un saludo

Fernando Camacho Camiño
Presidente AMPA IES Juan Ramón Jimenez

¿Tu hijo consume drogas? Tres formas de enterarte antes de que sea tarde

“LO PRIMERO ES SENTARSE Y HABLAR”

¿Tu hijo consume drogas?

Tres formas de enterarte antes de que sea tarde

Según la última encuesta del Observatorio Español sobre Drogas, uno de cada cuatro estudiantes españoles de entre 14 y 18 años ha consumido cannabis en el último año. Los datos sobre alcohol no son mejores: el 58,8 % se ha emborrachado. No son cifras que deban tomarse a la ligera. Antonio J. Molina, Director del Centro de Formación y Estudios de la Asociación Proyecto Hombre, cree que muchos jóvenes consumen alcohol o cannabis a diario y las familias no son conscientes de hasta qué punto esto puede ser un problema: “El consumo de drogas se ha banalizado bastante. Los padres no deben llevarse las manos a la cabeza si ven que su hijo consume drogas, pero tampoco tienen que pensar que no pasa nada”.

La familia y los profesores son las principales vías por las que los jóvenes reciben información veraz sobre las drogas. Hace mucho tiempo que el consumo de sustancias psicotrópicas no es sólo característico de sectores marginales, ni conlleva un estigma social. El joven con problemas de adicción presenta un perfil normalizado y su problema pasa desapercibido hasta que se agrava. En 2011, un 75,2% de los jóvenes atendidos por Proyecto Hombre trabajaba o estudiaba, y el 91,3% vivía con ambos padres o con un progenitor.

Identificando el problema

Hay muchas formas de saber si un adolescente está consumiendo drogas, y es normal que los adolescentes levanten sospechas. En opinión de Molina, el adolescente por definición es rebelde y es normal que haga un uso experimental de sustancias, pero si los problemas relacionados con el consumo se acumulan, los padres deberían empezar a preocuparse y abordar el problema.

La Asociación Proyecto Hombre ha publicado unas claves para saber cuando un adolescente está tomando drogas. Molina recomienda a los padres tomar medidas cuando vean que estos factores se acumulan. Hay tres indicadores de consumo:

Fisiológicos: olor a alcohol, aliento a tabaco, pupilas excesivamente dilatadas o contraídas, enrojecimiento e hinchazón o irritación de los ojos.

Comportamentales: alteración del sueño, hábitos de alimentación, desorden de  horarios y no hacer las tareas de casa o del colegio.

Emocionales: irritabilidad, aplanamiento emocional, agresividad o aislamiento.

Cómo abordar el problema

“Si se identifican estos factores”, explica Molina, “lo primero que hay que hacer es sentarse y hablar con los hijos. Los padres deben antes informarse bien y estar preparados para la situación. Se debe ser firme, pero tratar el tema con afecto, con la intención de ayudar”. No hay que dormirse en los laureles. Según explica el especialista, si se identifica el problema hay que actuar lo más rápido posible, pues se corre el riesgo de que el problema se agrande y los peligros, emocionales y de salud, sean mayores.

Es muy importante la manera en que los padres aborden el problema con sus hijos. La adolescencia es una edad difícil y ser sensible tienen mucha importancia. Molina recomienda, ante todo, “evitar el enfrentamiento y huir de los dramas y el alarmismo”.  

Las adicciones acarrean problemas en la edad adulta

“Los adolescentes no se dan cuenta de hasta qué punto el consumo de drogas puede convertirse en un problema”, explica Molina. Los padres, no obstante, deberían ser conscientes. “Si un joven no tiene un aprendizaje emocional correcto porque está condicionado por el alcohol y el cannabis, luego de adulto no tendrá un estado emocional maduro”. Tal como explica el especialista, “los jóvenes deben aprender a resolver los problemas sin la necesidad de apoyarse en las drogas”. Para lograr esto las familias deben permanecer atentas, proporcionando información y apoyo a los hijos. 

Alerta ante la nueva moda entre los jóvenes: ahora son adictos a las apuestas deportivas

El 30% de la gente que juega en este sector tiene entre 18 y 25 años y muchos menores logran «burlar» los controles y la falta de vigilancia en internet

En los últimos años, una moda se ha hecho «trending topic» entre los jóvenes españoles. Se trata de las apuestas deportivas, un elemento incorporado al día a día de más de 217.000 ciudadanos de entre 18 y 25 años. Si se tiene en cuenta que, según datos de la Dirección General de Ordenación del Juego del Ministerio de Hacienda y Función Pública, unos 670.000 españoles apuestan al menos una vez al año, cerca de un 30% de los que lo hacen comprenden ese segmento de edad. Solo el grupo de personas de 26 a 35 años les supera.

Las apuestas deportivas son una «moda» al alza. De acuerdo con los datos del Ministerio de Hacienda, solo en el segundo trimestre de 2017 movieron más de 1.400 millones de euros en España. Jugar es una realidad para jóvenes como Óscar (nombre ficticio), un madrileño de 20 años que trabaja en una empresa de mudanzas. «Apuesto todos los días, lo hago por no gastarme el dinero en otras cosas», señala este joven. En su grupo de amigos, todos juegan. «La mayoría apostamos desde que cumplimos los 18 años, aunque cuando éramos menores ya lo hacíamos por mediación de algún adulto, que jugaba por nosotros», relata.

A través de sus móviles, ordenadores, «tablets» o en los locales de apuestas «in situ», miles de jóvenes como Óscar se juegan su dinero sin más. «Yo apuesto a diario unos 5 y 10 euros, pero puede ser más en función de cómo se me dé», explica. «Me he llevado bastante “pasta”. Un día, en un rato gané más de 700 euros». Aunque para él, apostar no es un vicio, sino una diversión. «Si hoy quiero, podría dejar de jugar», rubrica.

«Todos los días se intentan colar menores»

Esta «tendencia» de jóvenes apostantes la confirman desde el otro lado del negocio. Así lo asegura una empleada de una de las sedes que la casa de apuestas Sportium tiene en Madrid. «Vienen muchos niños la misma jornada en que cumplen la mayoría de edad», comenta. «Todos los días se intentan colar menores. Cada vez viene gente más joven, hombres en su mayoría. Suelen venir todos en grupo y juegan “flojo”, no mucho dinero. Imagino que intentan sacar beneficio de sus “pagas” semanales», revela.

Igual que hacía Óscar en su día, muchos menores de edad son asiduos de las apuestas. Ya sea jugando a través de un adulto, «que pone la identidad», o bien abriéndose cuentas falsas por internet. «Las apuestas no están permitidas en ningún caso entre los menores y la responsabilidad recae en las casas de apuestas que, a menudo, no se cercioran de la edad real de quién juega», señala Marián Rojo, abogada de Legalitas experta en nuevas tecnologías. «La mayoría no disponen de mecanismos de control para evitar que los menores apuesten y estos se aprovechan de ello. Y, cuando los hay, los burlan», añade la letrada en declaraciones.

Para jóvenes como Óscar, las apuestas suponen «un entretenimiento», aunque no todos tienen su suerte. Hace dos meses, Proyecto Hombre alertó de un nuevo perfil de adicto: el de joven enganchado a las apuestas deportivas, que ha crecido en un 20% en el último año. «Hay chicos que prefieren apostar antes que leer y hacer ejercicio. Pertenecen a un perfil muy arraigado en Reino Unido, pero que ahora presenta un pequeño porcentaje en España», aseguró Luis Bononato, presidente de la asociación.

«Estuve muerto en vida»

En este marco podría situarse a Javier, un joven natural del sur de España que también quiere ocultar su identidad. Hace dos años, tuvo un problema en su trabajo y se refugió en las apuestas «para no pensar en ello». «Me divertía y lo hacía junto a mis amigos», dice. Pero poco a poco, ese «juego» comenzó a dejar de serlo y llegó un punto en el que no podía «parar de apostar», casi siempre a través de su móvil. «De repente, pasé a no alegrarme por nada. Solo quería jugar, ganara o perdiera. Me evadí, me endeudé y perdí a mis amigos, pero me daba igual», cuenta con gran pesar.

Javier estuvo casi dos años apostando sin parar. Hoy acumula deudas por valor de 30.000 euros y está en tratamiento para desintoxicarse. «Estuve muerto en vida. Apostar ha sido lo peor que he hecho. La gente está muy confundida y piensa que solo se puede ser adicto al alcohol o las drogas. He estado dos años totalmente evadido. Ahora, he vuelto a nacer, aunque ya nunca llevo el teléfono encima», sentencia. No olvida dar un consejo: «Todos los que apuestan deberían darse cuenta de que el dinero fácil es una mentira».

EDUARDO DE SAN BERNARDO

Patologías como la de Javier son cada vez «más comunes», explica el doctor José Miguel Gaona, psiquiatra con más de 25 años de experiencia en el tratamiento de adicciones y director de Neurosalus, un centro pionero para estos casos. Para Gaona, la estructura de la sociedad actual, enganchada a las tecnologías, es clave. «Los chavales son adictos al móvil y las casas de apuestas sacan aplicaciones, que son como juegos para ellos», afirma.

«Los chicos lo ven como una diversión y se juegan el dinero, que en ningún momento ven de manera física. Algunas casas regalan un bono de 10 euros para que lo pruebes y te enganches, igual que un camello permite testar la droga antes de comprarla», añade.

El teléfono como arma

«Los jóvenes son carne de cañón para la publicidad subliminal y tienen un arma muy peligrosa en su teléfono», considera Sergio García, psicólogo clínico especialista en adicciones y director de dos centros en Madrid, que introduce otro elemento clave. «Hay una competitividad innegable propia de la edad. Si uno apuesta, todos lo hacen». Hay un motivo que explica la adicción. «La excitación previa a la posibilidad de ganar es muy adictiva y activa la dopamina, el centro del placer del cerebro», comenta el doctor. «Los enganchados a las apuestas ven un partido y se ponen como una moto, igual que un alcohólico al pasar al lado de un bar».

EDUARDO DE SAN BERNARDO

Con ello, aumentan los jóvenes en centros de desintoxicación intentando curarse y dejar de apostar. «Los casos que atendemos se han triplicado en solo tres años», señala Gaona ante un problema que preocupa. «Las casas de apuestas lo tienen todo bajo control. Están llenas de pantallas, con el sonido muy alto, aturden los sentidos y ponen bebidas baratas. Pero después, recomiendan un “juego responsable”. ¿Cómo de responsable es un crío de 18 años? La legislación debería ser más dura con ellas», sugiere Gaona. «Los padres tienen una gran responsabilidad», reseña García. «Deben poner límites y detectar que algo sucede. Son muy importantes en el análisis y la búsqueda de una solución», sentencia en busca de frenar un problema «muy complicado de atajar».

DESDE EL AMPA, APOYAMOS TODOS LOS ACTOS QUE SE VAN A REALIZAR EL 8 DE MARZO